BH Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-S

BH Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-S

La nueva BH Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-S mejora, en todos los aspectos, a su hermana de aluminio. Sumar un nuevo cuadro “full carbon”, el nuevo motor Borse S-MAG y menos peso es igual a más eficacia y agilidad y más kilómetros de aventura y diversión.

Texto:
Iñaki Gavín
Fotos:
Nacho Trueba
Publicado el 26/08/2019
BH Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-S
Agilidad, manejabilidad, eficacia de la suspensión trasera, prestaciones del motor Brose, autonomía, excelente lectura e información del display, diversión y prestaciones en modo all-mountain/enduro.
La ubicación del portabidón es poco práctica.

Ya habíamos probado anteriormente la BH Xtep Lynx 5.5 PRO-SE, una eficaz y polivalente e-bike que, además de resultar rápida y divertida en terreno All-Mountain, lucía orgullosa el título de ser la e-bike con mayor autonomía del mercado gracias a su batería de 720 Wh.

A primeros de marzo en BH nos sorprendían con el lanzamiento de la nueva gama Atom-X Carbon. Una familia completa, compuesta por 6 modelos, tres de ellos (Lynx 6) con 160 mm de recorrido, y otros tres (Lynx 5) con 135 mm de recorrido. Todos los modelos con la misma geometría, medidas de rueda y prestaciones que sus hermanas de aluminio, pero con un nuevo cuadro full carbon, bieleta incluida, y con el nuevo motor Brose S-Mag.

BH Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-S

Nuevo cuadro Atom-X 100% carbon

Como decíamos al principio, una de las principales novedades que nos trae la nueva Atom-X Carbon es su nuevo cuadro de carbono de alto módulo. Solamente en términos de peso se ha conseguido una rebaja de 2 kg con respecto al cuadro de aluminio. Esta increíble reducción de peso en parte se ha conseguido gracias a la tecnología Hollow Core Internal Molding que BH ya utiliza en sus cuadros de gama alta. En palabras “llanas” se trata de aplicar alta presión en el molde exterior e interior para lograr compactar de manera más eficaz las paredes del cuadro eliminando así burbujas e imperfecciones.

Cuadro de carbono de alto módulo de la BH Atom-X Carbon Lynx 5

Gracias a este sistema se consiguen controlar los espesores de carbono que se necesitan en cada zona especifica del cuadro, consiguiendo reducir peso sin sacrificar rigidez (el nuevo cuadro es un 123% más rígido que el de aluminio). Además de la mejora en estética y limpieza de líneas que el carbono aporta a la imagen de la nueva bici, el cableado de la tija telescópica es ahora más directo y fácil de instalar, lo que se traduce en una mayor suavidad de accionamiento.

A nivel dinámico también se ha conseguido rebajar la posición del motor y de la batería. Esta rebaja del centro de gravedad del conjunto logra un aumento en la manejabilidad y la estabilidad de la nueva Atom-X Carbon. El cableado va guiado internamente a través del tubo diagonal, para ello los ingenieros de BH han diseñado un canal de carbono común para todo el cableado que evita enganchones, vibraciones y ruidos y facilita las labores de montaje y mantenimiento.

Batería de 720 Wh para la Atom-X Carbon

Ha pasado tiempo, pero desde 2017, año en el que vimos las primeras BH diseñadas y fabricadas con el X System, hasta nuestros días nunca han dejado de sorprendernos. Ya entonces su estética dio mucho que hablar, sobre gustos no hay nada escrito, habrá a quien le guste y a quien no le guste, pero lo que no se le puede negar a la Atom-X Carbon es estilo y la personalidad únicos.

Sistema para extraer la batería con la Smart Key

Esta nueva Atom-X Carbon Lynx 5 hereda de sus hermanas muchas de las soluciones ya vistas en anteriores modelos. El diseño del cuadro “X System” garantiza una rigidez estructural a prueba de bombas y de paso nos permitirá la extracción de la batería de una manera fácil, rápida y sin necesidad de herramientas. Con el brazalete Smart Key, único para cada bici, sin pila y con una protección IP67 contra el agua, polvo y sudor, podrás abrir y cerrar la tapa para sacar la batería y acceder a la toma de carga de la misma.

Sistema para extraer la batería con la Smart Key

La potente batería de 720 Wh (con una concentración energética de 5Ah) continua siendo una de las que más autonomía ofrece en el mercado actual, según el fabricante, más de 150 km. Gracias al cargador rápido de 4A en solo tres horas podrás cargar el 80% de su capacidad, algo que en momentos de necesidad puede venirte muy bien.

Motor Brose S-MAG, brutal

Además del cuadro de carbono, la principal novedad de la nueva BH Atom-X Carbon Lynx es el motor Brose S-Mag. El nuevo Brose, fabricado en magnesio, es más compacto y ligero, consiguiendo una rebaja de 500 g, un 15 % menos con respecto a la primera generación (el actual pesa 2,9 kg). Esa reducción de tamaño del Brose S-Mag ha hecho posible que el motor sea ahora más estrecho, por lo que el Factor Q también se ha reducido, ahora el pedaleo es más natural y parecido al de una bici tradicional.

Motor Borse S-Mag en la BH Atom-X Lynx

Con respecto a las prestaciones del nuevo motor se ha trabajado para mejorar los parámetros de asistencia tanto en alta como en baja cadencia, optimizando la entrega de potencia en cadencias entre 90 y 120 rpm. El nuevo S-Mag mantiene tanto su característico silencio de marcha como su “resistencia 0” cuando pedaleamos con el motor apagado o sin asistencia.

El nuevo pulsador de cambio de modo de asistencia tiene un diseño muy integrado y ergonómico, además cuenta con vibración y un indicador LED para que podamos ver en qué modo pedaleamos de una manera rápida y sencilla.

Botonera de la BH Atom-X Lynx

Seguimos con más novedades, el nuevo display realizado en aluminio reforzado e integrado en la potencia está diseñado y desarrollado por BH, tiene conectividad total con smartphones y, gracias a su generosa pantalla de 2,8”, podrás tener a tu disposición todo tipo de información con un simple vistazo. Trabaja bajo sistema operativo Linux con una potencia poco habitual en e-bikes de 256 MB de memoria RAM y un procesador Cortex A7.

Display de la BH Atom-X Lynx

BH también ha desarrollado una App especifica para las Atom-X que permite multitud de posibilidades de configuración, manejo de datos, información de las rutas y compatibilidad total con otras plataformas tipo Strava, etc. Destacar la excelente visibilidad del display, que incluso en condiciones de luminosidad altas se sigue viendo con total nitidez, todo un detalle de calidad.

BH Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-S

En marcha con la BH Atom-X Carbon Lynx 5

Una vez en movimiento, las primeras sensaciones que empieza a transmitirnos la BH es la contundencia y el empuje del motor Brose. Pedaleando sigue siendo igual de silencioso que el anterior, pero en esta segunda versión la asistencia es aun más natural, progresiva y contundente. El nuevo Brose tiene 4 posiciones o modos de asistencia: Eco (75%), Eco+ (150%), Sport (250%) y Boost (410%).

Sigo pedaleando y enseguida salen a relucir las bondades del Split Pivot, un sistema sensible y eficaz que desde el principio me ha gustado y convencido y que tan buenos resultados le está dando a BH en sus modelos. El Split Pivot, obra del prestigioso gurú Dave Weagle, es tremendamente eficiente pedaleando de igual forma que activo y competente bajando, pocas pegas se le pueden poner a la “trasera” de esta bici. Sin duda este sistema aporta el equilibrio perfecto entre calidad y eficacia al pedalear, tracción en subidas y sensibilidad y absorción bajando.

En terreno rodador la Lynx 5 PRO-S será una buena y eficaz compañera de viaje, los kilómetros pasarán de manera rápida y te sorprenderá lo bien que filtran las suspensiones, la comodidad y el conseguido efecto “colchón” que han logrado los ingenieros de la marca vasca.

“Friendly” Bike

Pasan los kilómetros y me siento perfectamente acoplado a la bici. Decido subir un punto el nivel de exigencia y “trialear” en busca de más sensaciones. Empiezo a subir y el enorme par motor del Brose no deja de sorprenderme, realmente es capaz de trepar con una facilidad asombrosa por sitios impensables, y siempre en posición Eco+ y Sport. El buen equilibrio de las suspensiones y las altas dosis de tracción que aporta la suspensión trasera conseguirán que cualquier subida que te propongas la realices con la mitad del esfuerzo que imaginaste.

En acción con la BH Atom-X Carbon Lynx 5

Cuando llega el momento de bajar por senderos la bici se muestra ágil, manejable y juguetona, siempre dispuesta a ofrecerte su lado más noble y divertido. La Atom-X es una bici “fácil” en el sentido positivo de la palabra. Bajar rápido es sencillo y todo sucede de manera natural, sin sobresaltos o sorpresas inesperadas. La posición de conducción es natural y la geometría, igual a la de su hermana de aluminio, es actual pero nada radical, las vainas de 461 mm y su distancia de ejes de 1.198 mm junto con su ángulo de 67º ya te adelantan que todo ha sido diseñado y pensado para hacerte fácil y agradable la vida “a bordo” de la BH.

Un poco de “Rock’N Roll”

Cambiamos de “pantalla” y empezamos a soltar frenos, la Lynx 5 PRO-S se sigue comportando con aplomo y seguridad, los pasos por piedras, raíces, curvas o zonas rotas son controlados y las ruedas se mantienen pegadas al suelo transmitiéndonos una total sensación de “todo bajo control”.

En acción con la BH Atom-X Carbon Lynx 5

Los cambios de trazada y las frenadas agresivas son respondidos con movimientos limpios y precisos, en conducción más “cañera” la maniobrabilidad, estabilidad y la rigidez del conjunto es elevado, en parte gracias al bajo centro de gravedad.

En senderos rápidos la bici pisa con solidez y nada parece poder sacarla de la línea, el paso por curva es neutro y divertido, la bici es obediente y nunca notarás esas inercias negativas a las que algunas e-bikes tienden si entras muy pasado en una curva y te falta apoyo.

En acción con la BH Atom-X Carbon Lynx 5

Cuando lleguen escalones, cortados o cambios de rasante, aguanta y resiste la tentación de frenar, a la Atom-X no le importa volar, es más, le gusta y lo hace con gracia y estilo, además es un buen momento para comprobar el buen reparto de pesos y lo bien que le han sentado esos kilos de menos de la Carbon frente al modelo de aluminio.

Aventura y diversión sin límite con la Atom-X Lynx 5

Con 720 Wh de capacidad, tienes autonomía y diversión para lo que quieras y más. Con todo y con eso las baterías de la BH Atom-X incorporan un gestor BMC (Battery Management System) que consigue gestionar y reducir aún más el consumo y alargar la vida útil de la batería cuando no se utilizan durante largos periodos de tiempo. Cuando esto ocurre se activa el “deep sleep” (modo letargo) y te permitirá que, por ejemplo, con un 10% de capacidad se pueda volver a recargar pasado incluso más de un año después sin que haya perdido carga.

Con todos estos detalles la nueva BH Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-S se convierte en una opción ganadora para todos aquellos amantes del trail/all-mountain que buscan una bici divertida, polivalente, resolutiva, buena pedaleadora, con buenas sensaciones en todo tipo de terrenos y con la máxima autonomía y el mejor peso del momento.

En acción con la BH Atom-X Carbon Lynx 5

Cosas de familia BH Atom-X Carbon

La gama Atom-X Carbon está compuesta por 6 modelos, tres de ellos con 160 mm de recorrido (Lynx 6) y otros tres con 135 mm de recorrido (Lynx 5). Los 6 modelos llevan ruedas de 27,5+.

BH Atom-X Carbon Lynx 6 PRO-SE

Atom-X Carbon Lynx 6 PRO-SE - 7.799,90 €

Atom-X Carbon Lynx 6 PRO-S - 6.999,90 €

BH Atom-X Carbon Lynx 6 PRO

Atom-X Carbon Lynx 6 PRO - 6.299,90 €

Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-SE - 7.499,90 €

BH Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-S

Atom-X Carbon Lynx 5 PRO-S - 6.699,90 €

Atom-X Carbon Lynx 5 PRO - 5.999,90 €

Detalles de la bici

Cuadro de fibra de carbono de alto módulo

El nuevo cuadro de carbono consigue aligerar el peso final de la Atom-X en unos increíbles 2 kg. El cableado va guiado interiormente, el nivel de construcción y acabados es “pata negra”, el guardabarros trasero cuenta con un práctico medidor de sag y tanto el tubo diagonal como la vaina derecha cuentan con protecciones. Aunque por diseño es difícil encontrar otra posición, la ubicación del portabidón no es práctica ni cómoda para instalarlo ni tampoco para utilizarlo.

Tija telescópica KS ETEN-I

La tija telescópica KS ETEN-I tiene buen tacto y funcionamiento, suave en compresión y para mi gusto algo lenta en extensión. Al igual que ya comenté al probar la Xtep 5.5 de aluminio, los 100 mm de recorrido se quedan escasos para una all-mountain actual. El sillín Selle Royal Verve tiene un buen diseño, es cómodo, firme y ergonómico, nada que objetar.

Frenos Shimano SLX en la BH Atom-X Lynx 5

Los frenos Shimano SLX cumplen perfectamente su trabajo. Además de su excelente tacto, tienen potencia y mordida más que suficiente para dejar clavada la bici en cualquier tipo de situación, incluso en bajadas largas y exigentes. Como corresponde a una bici de enfoque all-mountain, ambos discos son de 200 mm.

Conjunto de transmisión Shimano en la BH Atom-X Carbon Lynx

Fiable, suave, preciso y rápido, hagas lo que hagas, cambies como cambies, el desviador trasero Shimano XT nunca te dejará en la estacada. Por muy “mala vida” que le des o por muy malas que sean las condiciones, el XT siempre responde de la misma manera, sin duda un punto positivo en calidad de montaje de la Atom-X. El casete es un Shimano SLX de 11v (11-46T).

Motor Bose S-MAG en la BH Atom-X Carbon Lynx

El nuevo motor Brose S-MAG es sencillamente brutal. Además de ser más ligero (2,9 kg) y compacto, es ahora más eficaz, tanto en baja como en alta cadencia. Se han redefinido los parámetros y se ha optimizado la entrega en cadencias entre 90 y 120 rpm. Los nuevos cárteres de magnesio han logrado un motor más estrecho, lo que significa un factor Q menor con respecto al anterior modelo. El modo Eco+ (150% de asistencia) le otorga aún más polivalencia de uso y ayuda a tener siempre el modo de asistencia ideal, sin duda un avance significativo con respecto al motor Brose original. El práctico y reducido guía cadenas es regulable en función del tamaño de plato que utilicemos.

Suspensiones FOX en la BH Atom-X Carbon Lynx 5

La horquilla Fox 34 Float Rhythm optimizada para e-bikes se comporta de manera suave y sensible, los 140 mm de recorrido “cunden” mucho y son super utilizables, en parte gracias al tramo final de marcado carácter progresivo. El amortiguador trasero Fox Float DPS Performance de 135 mm de recorrido brilla por su gran poder de tracción y absorción sobre terreno seco y roto. Forma un “dúo” ganador junto al eficaz y archi reconocido Split Pivot trasero.

Info



Peso

21,9 kg (talla M)

Precio

6.699,90 €

Texto:

Iñaki Gavín

Fotos:

Nacho Trueba

Publicado el 26/08/2019

Etiquetas: