KTM Myroon Master SL 29

KTM Myroon Master SL 29

KTM Myroon Master SL... Piensa en ella si estás en un buen momento de forma, lleno de energía, cerca de tu peso ideal y te gustan las carreras rápidas de rally y maratón. Bienvenido a una de esas bicis de 29” que bajan la barrera de los 10 kg y que te permitirá darlo todo.

Texto:
Muriel Bouhet
Fotos:
Javier Martínez
Publicado el 20/08/2015
KTM Myroon Master SL 29
Rendimiento XC puro. Relación calidad-precio. Peso.
Cubiertas Schwable demasiado frágiles y de uso limitado.

Los tiempos cambian, cada vez con más competencia entre las marcas, nuevos segmentos, nuevos modelos, con más ofertas, y con una lucha entre los fabricantes que es feroz. Algo que sin duda nos beneficia a los usuarios, ya que las marcas se han puesto las pilas en los últimos años para tratar de satisfacer una exigente demanda en constancia evolución. 

Esto es algo que podemos ver en la gama del fabricante austriaco KTM, pues su catálogo es mucho más amplio que hace algunas temporadas y ofrece más variedad en modelos que cuentan además con avances técnicos notables. Pero a veces no hace falta buscar excentricidades, sino fabricar bicis «lógicas».

Si a un cuadro de factura excelente le sumamos la mejora en la calidad de los equipamientos en todos sus aspectos, ya sea peso o prestaciones, podemos conseguir a día de hoy una bici de gama alta tan eficaz como muchas «topes de gama» pero sin desembolsar una fortuna. Eso es lo que vas a encontrar con nuestra invitada de hoy.

Exclusividad 

La bici que hoy te traemos a este número de MTBPro es un modelo exclusivo en el catálogo de KTM. Dentro de su gama Myroon, la versión Master SL es un producto ensamblado únicamente para el mercado español y que ya puedes encontrar en tienda desde hace algunos meses. 

Una pura sangre de rally y maratón, por debajo de los 10 kg y muy por debajo también de la barrera de los 4.000 euros. ¿No es una buena noticia?

De esta bici sólo llegarán a nuestro país 400 unidades y, aunque puedan parecerte pocas, lo que es seguro es que para la ocasión la marca austriaca no ha hecho las cosas a medias. Se trata de una bicicleta con una geometría concebida para pedalear fuerte, pero con un buen compromiso entre eficacia de pedaleo y diversión. Una bici perfecta para devorar kilómetros pero con una clara tendencia a buscar en ellos el máximo rendimiento. 

Veamos por dentro su «motor» 

Sus líneas elegantes, su acabado en un tono bicolor y con gráficos discretos, el sloping pronunciado de su tubo superior y otros pequeños detalles me hacen pensar que estoy ante una «bestia de carreras». Solo hace falta que ella misma me termine de convencer.

Sobre ella, nada de una posición erguida para ir de paseo, sino más bien una invitación a agachar la cabeza sobre el manillar, con su larga potencia de 100 mm (en talla M) que ya indica la dirección que debemos seguir con esta bici: siempre hacia delante, y cuanto más lejos, mejor.

Acelerando, la bici se dispara como una flecha ardiente. Responde al instante, con una obediencia que parece casi adivinar cuándo quieres avanzar con potencia

Esta unidad de pruebas es perfecta para alguien entorno al 1,75 m de altura. En mi caso, le he puesto una potencia un poco más corta para poder encontrarme a gusto y estar a la altura de lo que ella espera de mí, y lo que yo espero de ella.

El atractivo cuadro monocasco de carbono de la Myroon Master ha sido fabricando íntegramente con fibras unidireccionales de alto módulo y adopta una equilibrada geometría con 73º de tubo de sillín, para una correcta posición sobre los pedales, y 71º en el tubo de dirección. 

Sus vainas, de 440 mm no son especialmente cortas, buscando sin duda el máximo de estabilidad a alta velocidad. Y yo aún diría más, pues me ha parecido que la bici tiene un aplomo irreprochable.

Acelerando, la bici se dispara como una flecha ardiente. Responde al instante, con una obediencia que parece casi adivinar cuándo quieres avanzar con potencia, beneficiada por su contenido peso (el cuadro se ha aligerado casi 250 gr con respecto al del 2013) y por un equipamiento notablemente ligero.

Porque la selección de componentes que equipa la bici es casi perfecta aunque no puedo decir que me encanten sus cubiertas. Es verdad que es uno de esos componentes en los que cada uno tenemos un gusto muy particular, pero en el caso de estas Schwalbe solo sirven para justificar un buen peso final y para salidas muy concretas. 

Para que nos entendamos, la mayoría de vosotros seguramente las cambiaréis nada más adquirir la bici, pero… resultan muy interesantes para pistear sobre terreno compacto o realizar pruebas donde predominan pistas poco técnicas y que exigen velocidades medias elevadas, como por ejemplo el maratón de los Monegros. En ese caso, tubelízalas y la configuración de la bici sería ideal.

Por lo demás, el resto de equipamientos cumplen con notable solvencia su misión, especialmente con un grupo completo Sram X01 que tiene un comportamiento intachable.

KTM Myroon Master SL 29

Con V de velocidad

Los primeros kilómetros con esta Myroon me dejan muy buena impresión, sobre todo por la velocidad a la que veo pasar el paisaje. ¿Será su velocidad de crucero? Parece que sí, porque en pistas llanas no me cuesta nada mantener la bici en torno a los 28 km/h.

Me imaginaba que iba a rodar sobre una bici más, y aquí estoy… sonriendo, aprovechando cada pequeña irregularidad del terreno como si estuviera en un parque de atracciones. Casi volando sobre las pistas y disfrutando del pilotaje. Hacía tiempo que no tenía estas buenas sensaciones sobre una rígida.

Los kilómetros desaparecen y me siento cómoda con la combinación de este manillar de carbono de 720 mm y su generosamente agresivo ángulo de dirección. Parece un equilibrio muy bueno entre seguridad y confort, sensaciones casi «sagradas» en términos de pilotaje, ¡premio gordo!

No la noto torpe con sus grandes ruedas, sino que esta bici a la que en mi idioma natal apodaría «Grand Vittese» (algo así como Alta Velocidad) se muestra dinámica cuando la obligo a girar y afrontar los tramos más sinuosos. A ello influye un triángulo principal no demasiado largo, que permite girar en un palmo de terreno, y unas ruedas KTM fabricadas por DT Swiss que son igualmente responsables de este dinamismo que tiene el conjunto.

Y cuando llega la hora de los descensos, la Myroon Master SL se comporta como «un jefe», con sus ruedas que todo lo superan y su posición de pilotaje con la que nos enfrentamos a casi todo…, dentro de los razonables límites que nos impone una bici rígida. No te diré aquello de que «baja como una DH», pero es verdad que con la combinación de su horquilla Fox y sus frenos Shimano XT me he encontrado muy cómoda en las bajadas.

A los más puristas del XC les encantará esta mezcla de nerviosismo y rendimiento, en el que tienes que escoger una buena posición en las subidas más técnicas que se ve recompensada por una bici que lo sube todo

Y cuando el desnivel se convierte en positivo vas a sacarle mucho jugo a esta bici, gracias al contenido peso de su transmisión monoplato 1x11, que viene equipada con un plato de 32, ideal para salidas cortas pero intensas en las que ir «a fuego». Y si el terreno se complica, todo se reduce a que sepas escoger la trazada adecuada, pues si tienes piernas la bici responde a todo, con el único punto mejorable de la tracción un tanto precaria de las Schwalbe Thunder Burt. Ya sabes, escoge cubiertas para tu terreno y el conjunto será perfecto.

Por eso, aunque en ciertas subidas preferiría estar de pie sobre los pedales, sacando el máximo de mí, toca quedarse sentada para aportar un poco más de tracción sobre la rueda trasera y que ésta se adhiera al terreno. Lo positivo es que en estas circunstancias la bici no tiene tendencia a encabritarse sino que muestra una notable estabilidad.

A los más puristas del cross-country les encantará esta mezcla de nerviosismo y rendimiento, en el que tienes que escoger una buena posición en las subidas más técnicas que se ve recompensada por una bici que lo sube todo.

En términos de confort no se puede hacer mucho mejor. El cuadro parece tener la fórmula adecuada para absorber muy bien las vibraciones y si, por el tipo de terreno en el que te muevas, o por el uso que le des, o simplemente por tus gustos personales, le pones unas cubiertas con más balón, tendrás una máquina sobre la que devorar kilómetros y kilómetros sin que tu espalda se vea penalizada, con un buen equilibrio entre adherencia y absorción.

Resumiendo

No es extraño que esta KTM Myroon sea uno de los modelos de más éxito del catalogo de la marca austriaca. Es lo que llamaríamos coloquialmente un «buen pepino», y con ella KTM da la oportunidad a todo los amantes del XC de conseguir lo que para muchos es un sueño: una 29” de menos de 10 kg con grupo Sram X01 completo, unos potentes frenos XT y una estética… ¡brutal! 

Con este fantástico montaje, el precio y el rendimiento de la bici son las estrellas. Y esa es la mejor sensación que he tenido, que para ir muy, muy, rápido no hace falta más presupuesto. Porque a partir de aquí sólo podemos incrementar en la exclusividad de los componentes, pero son escasos los gramos que ganamos y no condicionan los registros sobre la bici. Cualquier mejora resultará prácticamente imperceptible... y ostensiblemente más cara. 

Creo que este montaje es todo un acierto. Es una bici que debe ser una «superventas». Bueno…, al menos 400 súper ventas por aquello de lo limitado de su producción. Una bici lista para ir a tope, ¡a «full gas»! y ganar copas del mundo… o al menos intentarlo. 

Detalles de la bici

KTM Myroon Master SL 29 ruedas

KTM ha decido montar un juego de ruedas de 29 pulgadas de desarrollo propio, con la colaboración en la fabricación de DT Swiss. Los aros de aluminio KTM Team te dan la opción de tubelizar las cubiertas. Para conseguir una buena rigidez del conjunto las ruedas están montadas con bujes delantero de 15 mm y trasero de 142x12mm de la marca DT Swiss. Unas ruedas que son resistentes, ligeras y de alta calidad que no llegan a los 1.550 gr.

Las cubiertas son Schwable, en concreto las Thunder Burt, especialmente destinadas a un uso XC muy «pistero». Son súper ligeras, con un taqueado central poco pronunciado, por lo que rodar es su punto fuerte, contribuyendo a lograr altas velocidades y un bajo peso. Lo único, la goma es tan ligera que resulta poco resistente en terrenos pedregosos, de modo que limitan un poco el uso para el gran público. Puedes pinchar fácilmente cuando el terreno se complica. 

KTM Myroon Master SL 29 grupo

El grupo SRAM X01 no tiene misterio para nadie. En este caso, con una transmisión de un único plato que ha demostrado ser ganadora en cualquier disciplina y que asegura a la Myroon fiabilidad, ligereza, rapidez y precisión. El casete de 11 velocidades (10-42T) va acompañado de un plato de 32.

Para el mando de cambio se opta por uno de tipo giratorio, un clásico Gripshift con el que ahorrar unos gramos. Algo que también se logra con las bielas de fibra de carbono. KTM han apostado por la calidad y la ligereza al montar el grupo completo ofreciendo las mejores prestaciones a buen precio. 

KTM Myroon Master SL 29 puesto de conducción

El manillar KTM Team de 720 mm, firmado por la propia marca, está fabricado en fibra de carbono y no solo armoniza con el resto del montaje sino que aporta comodidad sin restarte confianza cuando apoyas todo tu peso en él. Los puños tienen buen tacto y agarre, aunque quizá al principio te pueden resultar algo duros si no estás acostumbrado a ir apoyado sobre poco material. 

La potencia de 100 mm, también de la gama KTM Team, cumple perfectamente su misión y, aunque en mi caso resultaba ser un pelín larga, es buena indicadora del carácter de esta bici. 

KTM Myroon Master SL 29 frenos

Potencia, fuerza, progresividad y buen tacto son sus cualidades. Así nos ha parecido siempre esta generación de frenos Shimano XT. No hace falta entrar en los detalles porque te hemos hablado muchas veces de estos frenos, que garantizan fiabilidad y un tacto con mucha mordiente. Además, están montados con discos de 160 mm en ambas ruedas, otro buen detalle de KTM para maximizar el rendimiento de esta máquina. Menos peso y frenada más que suficiente.

KTM Myroon Master SL 29 horquilla

La horquilla de la Myroon Master SL es una Fox Evolution Float CTD Remote de 100 mm de recorrido. KTM no se equivoca con esta horquilla, ideal para un uso XC. Es perfecta para esta 29”, con un peso que sin ser pluma da sensaciones de XC pero con unas prestaciones ideales para disfrutar bajadas más exigentes. Además, las tres posiciones de su sistema CTD (Climb, Trail y Descent), que puedes accionar desde el mando remoto, te ofrecerán la máxima adherencia en cada situación y terreno, sin despegar las manos del manillar.

Info



Peso

9,2 kg (talla 19)

Precio

3.299 €

Texto:

Muriel Bouhet

Fotos:

Javier Martínez

Publicado el 20/08/2015

Etiquetas: