Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

Simplemente increíble

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

Simplemente increíble

21/05/2020

Texto: Antonio del Pino / Fotos: Nacho Trueba



publi

Es la bici y es el momento. Cannondale llega con la bici de XC total para velocidad radical, con más confianza y efectividad, con el máximo nivel de calidad e innovación para dar pedales al límite con la seguridad de que nunca lo has hecho más rápido ni más seguro.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

No te pierdas...

Test: Cannondale F-Si Hi-MOD World Cup

Cannondale F-Si Hi-MOD World Cup

Hacía muchos años que no me quedaba congelado ante el folio en blanco que implica empezar a escribir una prueba. No por falta de ideas precisamente, más bien por todo lo contrario. La nueva Scalpel supone un nuevo estatus del XC… y he tenido que tomarme mi tiempo para enfocar la presentación de forma rigurosa, porque no quiero cometer el error de caer en un exceso de ímpetu que, entendido como un “cameo” hacia Cannondale, desviara la realidad de una bicicleta fascinante y de referencia en todos los sentidos.

Nueva Cannondale Scalpel, directa al corazón

Con la nueva Scalpel he tenido que hacer un profundo ejercicio de contención también porque soy consciente de que yo mismo soy influenciable y que después de llevar dos meses encerrado, nada más que haciendo rodillo sin tocar una bici de montaña, al encontrarme con una bicicleta como la nueva Cannondale Scalpel, corría el serio riesgo de ser superlativo en todo.

Está claro que la emoción de volver a salir a montar en bicicleta de montaña tantos días después, más aún cuando tuvimos que dejar de pedalear a cielo abierto en invierno y nos hemos encontrado con la naturaleza en su máximo esplendor entre la primavera y el verano, con temperaturas templa-das de amaneceres y atardeceres de postal… Sí, tengo claro que este ambiente emocional puede influir a que ahora probar una buena bici me induzca a sentir y creer que es la mejor del mundo… Soy consciente de todo esto y creo que por eso me he puesto casi más exigente que nunca, así que después de alejarme de todos estos sobreestímulos, tengo muy clara una idea contundente: objetivamente tenemos ante nosotros la que netamente puede que sea la mejor bicicleta para alto rendimiento del mercado.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

¿Mucho decir? Bueno, el derecho a réplica lo tienen el resto de las marcas con las novedades que están por llegar, pero en este trabajo creo que lo que se espera de mi es que transmita de manera clara y en términos comprensibles lo que significa una bici juntos todas sus tecnologías e innovaciones y que luego aclare si todo eso es efectivo en dinámico… Por eso creo que con los datos fríos en la mano la nueva Cannondale Scalpel es una bici que gana de manera neta, en este sentido tampoco por mucho y ahora lo veremos, pero es en los caminos dónde su verdad se magnifica exponencialmente y todo se debe a un trabajo incesante desde muchos años atrás.

Todas las bicis necesitan un periodo de adaptación para entenderlas y valorarlas. De hecho, en un primero impacto visual, por su masa replanteada tan baja, antes de subirme creía que la bici iba a quedarme pequeña, pero al recorrer los primeros 5 km de Mountain Bike de verdad… Es que no me lo podía creer, intenté calmarme, pero es que su calidad es tan inmediata y obvia que sin cronometro, ni vatios, ni pulso… sabes que corres más en todos los terrenos… sobre todo en los más duros y difíciles, que es donde se marcan grandes diferencias.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021
Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

En Cannondale se lo merecen

Que Cannondale es una marca vanguardista, creativa y original en sus planteamientos de diseño y fabricación, es algo más que obvio a poco que uno sepa de su historia y de los modelos que han ido presentando los últimos 30 años.

Su visión independiente en el diseño de bicicletas de altas prestaciones desde su pionera concepción de la integración de todos los componentes para que trabajen como uno, les ha dado el gran valor de marca que tienen, pero también en algunas ocasiones les ha llevado a presentar e introducir bicicletas para las que el mercado no estaba listo, básicamente porque no las entendía del todo o también porque la propia tecnología no permitía alcanzar el resultado que ellos tenían en la cabeza.

La nueva Scalpel llega en un momento técnico perfecto y de comprensión por parte del mercado, en el que desde la alta competición “se nos invita” a tener bicicletas de Cross Country que permitan realizar saltos volando por encima del público y bajar por sitios que a duras penas se pueden hacer a pie… Cuando por otro lado, la realidad de los usuarios que pagamos las bicis, es que nuestro nivel, en ningún parámetro es comparable al de Avancini y que en cierta manera los sitios por los que montamos habitualmente son generalmente los que eran.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

Sin embargo, hay una verdad innegable, y es que toda esa adaptación de las bicis a las necesidades de los mejores pros del planeta se traduce en una mejora directa en la vida de los mortales, porque a medida que el nivel técnico de las bicis sube como está sucediendo, el nivel medio de la población ciclista lo ha ido haciendo en progresión, con una calidad de conducción convencional sencillamente superior.

Somos más rápidos y más capaces en entornos accesibles porque las bicis de ahora nos permiten subir el nivel y buscar lugares más intensos, pero cuando te encuentras de frente con una bici como la nueva Scalpel, ligera y eficaz en todo, que trepa, que acelera, que te estabiliza, que deja que te expreses más allá donde eres bueno y que te hace sentir mejor donde antes rehuías la situación… Es ahí donde debemos darle las gracias a la salvajada que suponen los actuales circuitos de XCO de Copa del Mundo y a bicis como esta Scalpel, que te permiten ser mejor en los lugares de siempre y en cualquier nuevo reto que venga por delante.

Si vienes de una bici de la vieja guardia ten por seguro que con esta bici vas a tener que olvidarte de muchas de las cosas que crees que eres capaz, para adentrarte en una nueva versión muy mejorada de ti mismo.

¿CÓMO LO HAN HECHO?

No te pierdas...

Test: Cannondale Habit Carbon 1

Cannondale Habit Carbon 1

20 años de evolución después de haber empezado de forma original a trabajar con la flexión del propio carbono como elemento activo en la cinemática de la suspensión de la bici, y tras haberlo abandonado por su relativa aportación técnica en aquel momento, en su séptima versión Scalpel vuelven a integrarlo en un punto diferente, para ahora sí con toda la tecnología posible y tras un largo camino de integración de múltiples elementos más, conseguir la bici en la que han alcanzado ese sueño de unidad celestial que siempre han perseguido.

Lefty OCHO

Empezaremos con su sello de identidad más característico, con una horquilla Lefty Ocho que representa el punto de vista único de Cannondale, que llega con todas las soluciones acabadas de forma sobresaliente.

Salvo el hecho de que montar Lefty implica llevar una rueda con buje de anclaje específico, todo son ventajas y reporta una calidad de conducción de referencia. Al no llevar dos pletinas como las versiones anteriores, adema de ser una horquilla estéticamente sobrecogedora, el ajuste de altura del manillar no queda limitado en los rangos más bajos, y menos aún en esta nueva Scalpel en la que han reducido el tamaño de la pipa al límite, para bajar 7 mm en todas las tallas, que en este caso la nuestra en talla L pasa de 12,2 mm a 11,5 mm.

El hecho de que la Lefty 8 ya no obligue a llevar su potencia OPI específica, abre de par en par las puertas a todas las posibilidades en la posición del manillar, pudiendo instalar cualquier potencia estándar del mercado en longitud y ángulo, porque lo primero es lo primero, y antes que una bici sea la más innovadora de la historia, es que el ciclista vaya sentado y apoyado al milímetro de sus necesidades.

Siguiendo la tabla de presiones indicada en la parte inferior de la botella, tiende a ir sensiblemente más firme de lo esperado, en mi caso decidí ir 10 PSI por debajo y quedó perfecta, aunque esto no es una verdad universal porque va en gustos. El acceso lateral de la válvula de precarga del aire es mucho más cómodo y reduce la pereza de probar presiones por no tener que darle la vuelta a la bici, añadiendo un rango más amplio y efectivo de ajuste del rebote respecto a los tradicionales Lefty, ubicado en el dial inferior de color rojo.

Detalle de la Lefty OCHO montada en la Cannondale Scalpel 2021

En esta unidad de test se monta el nuevo sistema de anclaje de la pinza de extracción rápida con llave de acción corta y un botón de liberación que, aunque decimos que es “nuevo” la realidad es que ya está superado en el propio lanzamiento, porque en breve llegará un nuevo soporte de actualización compatible con todas las Lefty Ocho, en el que no será necesario ni siquiera emplear una llave para poder extraer la rueda delantera.

De cualquier modo, es algo que sólo se requiere para transportar la bici en un coche en el que la bici no quepa montada, porque obviamente una de las grandes virtudes del sistema Lefty, además de su rigidez y su paso de rueda en condiciones de barro, es que también permite reparar un pinchazo del neumático delantero sin necesidad de sacar la rueda.

Lefty OCHO en la Cannondale Scalpel 2021

Ya en la parte superior de la botella encontramos el dial de ajuste de compresión de la horquilla al que le han rebajado tanto las huellas de agarre para manipularlo, que cuesta accionarlo sin guantes. Observación hecha y sin importancia alguna, porque no es algo que se toque frecuentemente, la ver-dad es que queda muy enrasado y estéticamente no queda como “añadido” invasivo.

Buena novedad es que el sistema de bloqueo de ambas suspensiones ahora es “push to lo lock” en lugar de a la inversa que es como sucedía. Esto, que puede parecer una solemne chorrada es algo realmente importante, porque para los usuarios que teníamos una Scalpel anterior resultaba un pro-blema que con un leve roce del botón en el mando, al liberarse el sistema la bici se bloqueaba, por lo que se daba la situación de que en mitad de una bajada técnica bloqueabas la bici al completo… y cuando una Scalpel bloquea, bloquea de verdad y no ofrece la posibilidad de regulaciones interme-dias de semibloqueo, como también es el caso de esta nueva versión. Ahora bloquear la bici es algo voluntario en todo caso, con cable de acción mecánica y es algo más natural como lo era cargar el plato grande en las bicis del pasado.

Lefty Ocho en la nueva Cannondale Scalpel 2021
Lefty Ocho en la nueva Cannondale Scalpel 2021

El cuadro, la bestia

Y llegamos a la ópera prima de Cannondale, el cuadro de una Scalpel con el que han conseguido volver a posicionarse como la referencia y donde hay tres aspectos clave que marcan la diferen-cia: la construcción, la cinemática y la geometría.

El cerebro necesita ponerles nombre a las cosas para visualizar y asociar un concepto cuya explica-ción se extiende en exceso. Digo esto porque voy a hacer referencia a las tecnologías que Cannondale ha desarrollado, no para repetir un nombre “molón” que induce más artificio que a una realidad demostrable, sino para sintetizar en un término un proceso complejo.

En lo referente a la construcción aparece su desarrollo Proporcional Response.

Ya hay varias marcas del más alto nivel que aplican un diseño exclusivo a cada talla para conseguir que todos los usuarios encuentren el mismo rendimiento en función de su estatura. No hablo sólo de variar la disposición del carbono en cada talla, sino de cambiar incluso el molde de cada talla, dando volúmenes y secciones diferentes.

Cannondale con esta Scalpel ha ido más lejos y añadiendo todo lo anterior, además de ajustar la geometría a cada talla buscando el mismo propósito dinámico, han replanteado la cinemática de cada talla y eso es un maravilloso acierto. Es un sueño hecho realidad para los ingenieros de Cannondale y así aseguraron al 100% la homogeneidad de respuesta en cada una de las tallas.

Hace muchos años, en un mundo ideal yo mismo proponía algo así, pero a nivel de producción era implanteable, sobre todo por un tema de costes. Para la nueva Scalpel han tenido cheque en blanco y los ingenieros han hecho muy bien sus deberes.

Ahora sí, cada talla tiene todos los elementos que definen el resultado de su suspensión ajustado tanto a cada talla y a cómo el ciclista de esa envergadura afecta al comportamiento de la bici. Por este motivo es la primera vez en toda mi vida profesional que puedo decir sin riesgo a equivocarme que todo lo que percibo y experimento en la talla L que me corresponde por mi envergadura, son extrapolables al 100% tanto al resto de tallas S, M y XL.

Luego, ese trabajo tan a medida de un proyecto único e integral talla a talla, les ha permitido ser más minuciosos en el proceso de construcción de todas, tanto que respecto al modelo anterior han podido bajar 200 gramos el peso del cuadro con amortiguador, lo mismo en las cuatro tallas, posicionándolo como el más ligero dentro del mercado de marcas premium.

De hecho, en Cannondale no tienen reparos en ofrecer el peso final de todas sus bicis montadas en la colección Scalpel 2021, de la que ya de paso aprovechamos para introduciros en los precios:

MODELO ------------------ PRECIO - PESO (kg)

29 M Scalpel HM 1 ------ 7.999 €  - 9.76

29 M Scalpel Crb 2 ------ 4.999 € - 10.71

29 M Scalpel Crb 3 ------ 4.199 € - 11.72

29 M Scalpel Crb 4 ------ 3.699 € - 11.77

29 M Scalpel Crb SE 1 - 4.999 € - 11.32

29 M Scalpel Crb SE 2 - 3.799 € - 12.35

29 F Scalpel Crb 2 ------ 4.999 € - 10.21

29 F Scalpel Crb SE ---- 3.799 € - 12.15

Así han conseguido ser más competitivos en un valor tradicional como es el peso, en el que han tra-bajado en ideas bastante ingeniosas… y complejas.

Aparece ahora otro nombre muy ocurrente, Chainstay Garage o “garaje de las vainas”, en el que ahora las vainas del basculante trasero no abrazan por fuera al tren delantero, sino que sucede al con-trario, es decir, que es el basculante trasero el que se introduce en la parte posterior del tren delante-ro, de ahí la metáfora del “garaje”.

De esta forma consiguen incrementar la rigidez y al tiempo, meter menos carga de peso en roscas, rodamientos y tornillos añadidos… y lo mejor es que funciona de maravilla, con un guardabarros de goma en la articulación interna, para evitar que la suciedad que escupe la rueda trasera vaya directa contra la zona de giro.

Siguiendo hacia atrás la línea de las vainas, sin desmerecer al resto del trabajo, nos encontramos con el gran protagonista del diseño la nueva Scapel, que es un guiño al concepto del Scalpel original en el que hace 20 años ya trabajaron con la flexión de las vainas como elemento integrado en la cinemática de la bici, sólo que ahora en lugar de hacerlo en la zona de unión con el pedalier, lo aplican en la zona posterior donde las vainas se encuentran con los tirantes, para denominarlo Flex Pivot.

Si bien es cierto que la creatividad de este diseño es originaria de Cannondale con la que luego también trabajarían marcas como Orbea, es Specialized en su última versión de Epic quienes han sido las que han encontrado la última gran utilidad de esta posibilidad a la hora de con el que el tren eliminar el punto de giro Horst Link trasero creaba un paralelogramo deformable.

Detalle de la trasera de la nueva Cannondale Scalpel 2021

Al prescindir de ese punto de giro articulado, posiblemente el diseño de mayor impacto y extensión en la industria de la bici, se ahorran bastantes gramos e incidencias de ruidos, etc. Es algo que no se ha podido hacer hasta ahora por limitaciones en la producción y si es cierto que a una bici como la Epic le sentó de maravilla… En la Scalpel se han salido de la gráfica.

La gran bondad de que el tren trasero pueda oscilar en el encuentro entre las vainas y los tirantes, cuando la suspensión trasera se activa, es que seguimos disponiendo de la suspensión activa aunque claves el freno trasero y también, que la línea de desplazamiento de la rueda es prácticamente vertical; es decir, que cuando la bici se comprime por la parte trasera la rueda no se acerca al cuadro sin variar la distancia entre ejes.

Sin embargo, es Cannondale quien gana la mano con bastante margen respecto a todo lo conocido en el resultado de su suspensión activa. No lo es porque lo hayan hecho con un diseño de estética radical, que en realidad es una necesidad más que una excentricidad, sino por su asombrosa efectividad al haber creado una cinemática 100% a medida para el Cross Country en la que acción de la suspensión trasera entran en juego dos elementos amortiguasteis, en este caso las vainas y el propio amortiguador con una magistral curva de trabajo por parte del sistema de bieletas.

Si los menos duchos en tecnología seguís en este punto, os doy las gracias por la atención y sí, os doy la razón, porque todo esto en abstracto puede resultar un lío del carajo.

Los sistemas de suspensión dependen en gran medida del trabajo directo del amortiguador y también de cómo el sistema de suspensión suma o resta fuerza sobre éste a medida que la bici se comprime.

Esta Scalpel, como muchas otras bicis doble suspensión trabajan con un SAG ideal del 25%, que significa que, para el peso y la posición del ciclista sobre la bici, este debe tener una presión (aplicada con el aire de su cámara) que permita que el amortiguador se comprima un cuarto del total de su recorrido.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

La misión de ese recorrido oculto (SAG) con el peso del ciclista, es que cuando la rueda trasera pasa por agujeros, la rueda dibuje el suelo para no perder adherencia con el terreno y eso es bueno en curvas, descensos y ascensos… y nos hace ser más rápidos porque nos permite ganar en tracción al pedalear y en calidad de frenada, lógicamente por la rueda en el aire no puede intervenir en nin-guno de estos aspectos. Bien, el problema llega cuando pedaleamos, que por las propias inercias del cuerpo al pedalear hacen que ese peso varíe y provocan que la bici oscile, con una pérdida de energía transferida muy importante y nada deseada.

Lo que suelen hacer muchas marcas es pedirle al fabricante de amortiguadores de turno, Rock Shox o Fox de forma generalizada, que “tunee” el comportamiento de la cámara de aire de aire y el paso del aceite del amortiguador para que se adapte bien a su propia cinemática y en la medida de lo posible no genere ese efecto, odioso en todas las disciplinas, pero dramático en una bici de XC.

Ese ese el eterno juego que se han traído históricamente todas las marcas y quien más quien menos todos siguen adoleciendo de este efecto cuando las suspensiones van abiertas, motivo por el que aparecieron los mandos de bloqueo… y aquí quería llegar yo.

Nada más recibir la Scalpel me emocionó mucho, pero al fijarme en algún detalle me desilusioné, muy injusto por mi parte porque ni me había subido a ella. Sinceramente esperaba que trajera el ya más que extendido mando de bloqueo de tres posiciones: abierto, semibloqueado y bloqueado… y no, no lo trae.

En otras bicis doble de rally con suspensiones de acción mecánica, como muchos usuarios, lo que he hecho directamente es comprar un mando Twin Lock de Scott, el mejor mando del mercado para vergüenza de todas las marcas de suspensiones, que sí dispone de ese punto intermedio que deja las suspensiones a medio recorrido de cierre hacia el bloqueo.

Es un truco extendido en el gremio del cross country y maratón y que a la mayoría de las bicis dobles que abiertas contaminan de una forma u otra la pedalada, les da ese punto justo en el que las suspensiones funcionan lentas y un poco duras pero que te “quitan el trallazo” y aunque la bici oscile levemente, a nivel de eficacia es más rápida que abierta con el toque de comodidad que no te puede dar un sistema cerrado.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

Os cuento todo esto para que podáis entender en toda su dimensión la grandeza del sistema de suspensión de la nueva Scalpel y la interacción del sistema Flex Pivot, porque despacharlo con un “es el mejor y punto” sería una pena o más bien un despropósito.

Ajusté las presiones de la horquilla y el amortiguador de la Scapel el primer día y en parado, con el SAG indicado del 25% y luego tumbándome sobre el sillín la comprimí varias veces para ver cómo iba de dura, tampoco noté nada especial… Salí a rodar con ella y como el primer tramo desde mi casa es de asfalto, iba con la bici bloqueada. En esta posición nada nuevo, bloqueada como una tabla, porque en la Scalpel históricamente es algo que sucede de forma más acentuada.

Al poco de entrar en un camino suave, liberé el sistema y la bici iba peinando el terreno con mucha suavidad, pero todavía iba sentado. Entre el subidón de volver a salir y de estrenar bici, iba más pendiente del entorno que de la bici la verdad. Un poco más adelante, en un repecho me puse de pie… y honestamente al ver la salida de la bici pensaba que iba bloqueado. Cómo corre incluso abierta… y de nuevo anticipé conclusiones precipitadas pensando que el amortiguador, sí estaba así de estable, es que iba duro, que la presión recomendada iba pasada… Hasta que entré en la primera trialera y ahí lo entendí todo.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

Veréis, para explicar la Scalpel correctamente, no habría que hablar de una doble suspensión, habría que pensar más bien en una triple suspensión. Me costó entender cómo era posible que una bici que abierta iba tan estable en el pedaleo… resultara tan activa cuando rodabas por encima de raíces y piedras, pero no sólo en bajada o en zonas llanas, me refiero a especialmente subiendo por zonas muy complicadas donde mientras pisas las bielas con todo lo que tienes para vencer la pendiente… no hay oscilaciones.

La clave son las propias vainas FlexPivot, que no sólo actúan como articulación del basculante sino que también lo hacen como parte activa en cierta manera independiente. Aunque lateralmente, por su arquitectura de carbono macizo aplanado son una viga, Cannondale de alguna forma se la ha ingeniado para sean sumamente sensibles y que con fuerzas relativamente pequeñas generen oscilación vertical.

Así, con el peso del ciclista en ese SAG ideal, el amortiguador encuentra su punto de estabilidad por la propia presión del aire, que deja la cinemática de la bici en un punto en el que amortiguador empieza a recibir menos carga y como las vainas Flex Pívot también están ligeramente comprimidas, al ser de carbono y sin control de rebote, consiguen ser mucho más rápidas que propio amortiguador al extenderse para encontrar suelo mucho más rápido.

Esto junto con la cinemática super afinada de la Scalpel, pensada para que todo trabaje de forma armónica y precisa para generar más eficacia ante la acción del pedaleo sin oscilaciones exageradas… Hace que sea hasta desaconsejable dotarla de ese punto de semibloqueo que echaba de menos nada más verla.

EN EL SITIO EXACTO

No te pierdas...

Test: Cannondale Hunter MIPS

Test: Cannondale Hunter MIPS

Llevo en esto mucho tiempo y aunque soy hombre de tendencias, también soy esclavo de mi pasa-do… y es que ver una bici de XC con una potencia de 8 centímetros se me sigue haciendo raro. Aquí hay otro nuevo aprendizaje y vamos a hablar de un concepto de alta escuela en geometrías denominado Outfront Steering Geometry.

Con la Scalpel Cannondale ha dado de lleno en lo que se necesita para volar hacia arriba, hacia abajo y en el llano… y aquí viene una ruptura de algunas convenciones ancestrales, para lo que crece entre ejes ni más ni menos que la friolera de 3,1 cm en la versión talla L que probamos, que pasa de 114,4 a 117,5 cm. Para no dejaros con la curiosidad, en talla S antes eran 107,9 cm frente a los 112,8 cm de ahora, en la M 111,8 cm para los 115,1 cm actuales y en la XL 116.9 cm frente a los 119.9 actuales.

Los tirantes sólo crecen 1 mm, que dan paso a neumáticos de hasta 2.4, y el reach de la bici, lo que mide el tren delantero crece 1 cm entero, la horquilla se relaja de un grado y medio, de 69.5º a los 68 de ahora, y el tubo de sillín pasa de los 73.5º a los 74.5º, un grado más.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

Metes todo esto en una coctelera…y si no eres Cannondale lo mismo te sale una aberración sin sentido. Con esta geometría lo que se consigue es un equilibrio mágico, de verdad que lo es, pero tengo la sensación de que sólo funcionaria en la Scalpel, una bici que se piensa como un todo y en la que tanto loa horquilla como la cinemática del cuadro especifica de cada talla, están pensados para funcionar de manera óptima teniendo al ciclista en esa posición exacta.

Así te encuentras sentado “más en medio” de una bici que en ninguna otra de rally en la que te hayas subido antes que, incluso con una potencia corta los brazos tienen buena extensión y una rue-da delantera que parece ir muy adelantada.

El resultado es que han conseguido dejar un margen de movimiento super amplio encima de la bici para que te puedas tumbar literalmente sobre ella. Como además es tan baja de masa y la línea del tubo horizontal va tan ajustado, deja mucho espacio libre para meter las rodillas por dentro y así poder pedalear duro en los repechos más verticales.

Al tiempo, como la rueda delantera todavía va por delante de ti incluso yendo muy tirado sobre la potencia, al no quedar la rueda debajo de tus brazos consigue que los impactos de las piedras no te afecten a la dirección y te acaben descabalgando de la bici.

Por su parte el tren trasero en esta escena va buscando el suelo todo el rato de forma muy activa e independiente, sin implicación apenas del amortiguador en la pedalada, y cuando te das cuenta, estás subiendo como no lo has hecho en tu vida, más pendiente de darle duro a las bielas que de andar con cuidado de perder tracción o la trazada… a una velocidad desconocida.

En descensos es sencillamente otro nivel, es muy difícil perderle el nivel horizontal incluso en gran-des saltos, que gracias a su excelente progresividad consigue que los 100 mm de ambas suspensiones cundan mucho más… o hasta lo que aguanten los neumáticos de serie, cuya carcasa no está al nivel de la capacidad de la Scalpel. En giros muy cerrados… el hueco es el que es y si antes pasabas justo con una bici 3 cm más corta, con la nueva Scalpel toca picar freno delantero y girar un poco la rueda trasera en el aire… que tampoco es mal negocio a cambio de todo lo anterior.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

Con la nueva Scalpel no estamos sólo ante un sistema de suspensión excelente y por otro lado una geometría ganadora, en realidad estamos ante lo mismo, es uno, porque ambas cosas se concibieron y desarrollaron en el mismo proceso, todo apoyado por la tecnología de carbono más avanzada y soluciones técnicas del máximo nivel.

Como resultado tenemos una hiperbicicleta de XC, XXC, XCM, XCO o como queráis llamarlo, pero lo es para todo aquello en lo que haya que pedalear a muerte por la montaña, de poder desmarcarte donde las piernas y el corazón imponen su ley y sobre todo, de exhibirte en esas zonas en las que el fallo y el miedo de los demás se convierten en tu momento favorito, para descubrir que en el cross country que conocías había mucha velocidad escondida y por descubrir.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021
Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

Más que detalles

Dos portabidones por favor. Sí, pese a que la nueva Scalpel es tan compacta en su visión desde un plano visual lateral, han conseguido que quepan dos portabidones. En este sentido el tubo diagonal reestructurado con base plana tiene dos propósitos, aportar rigidez a toda la linea baja de la bici y dejar ese espacio necesario, porque “no sólo de amortiguadores vive el rider” y algunos a veces te-nemos sed. Sólo la talla S también con rueda de 29” (no hay XS), por motivos obvios de espacio, se queda sin segundo portabidón.

Ruedas Cannondale sí o sí. Del mismo modo que hacía referencia a la partiocularidad de las ruedas para Lefty , que este caso aporta el sensor de rueda Connected de Cannondale, la nueva Scalpel también lleva una rueda trasera con aparaguado especifico AI. Esto implica que sólo le valgan sus ruedas aunque hoy por hoy, en el caso de querer un segundo juego de ruedas, prácticamente todas las firmas de ruedas disponen de opciones especificas para Cannondale. A cambio de mayor rigidez y más paso de neumáticos… es un buen intercambio.

Cuando se habla de acabados, al menos hablo por mí, voy mucho más allá de la pintura. En este caso la Scalpel entrega una bici “redonda” con todas las soluciones que cabe esperar de una bici de este nivel. Así han diseñado un alojamiento denominado STASH Kit en el que incluyen de serie elementos de reparación como el sellador con mechas de tubeless Dinaplug y una herramienta Fabric de 8 puntas, al que se puede añadir una bombona de CO2 (no incluida) quedando todo oculto bajo el portabidón diagonal con muy buenas calidades. Por otro lado, es en ese momento del año en que te tienes que cambiar los Cab les y te acuerdas de la familia del ingeniero que diseñó las ruta de los cables. Cannondale ha sido más considerada y cuanta con lo que ellos llaman DirectLine Cable Rou-ting, que no hay que ser de Cambridge para adivinar que el ruteado cuenta con guías internas, que son la diferencia entre hacer un mantenimiento en 20 minutos a echar el día y dejarse los nervios.

Stash Kit en la Cannondale Scalpel 2021

La nueva Scapel monta bielas Hollowgram de última generación, ahora más ligeras (172 g por biela), más anchas y más rígidas, ahora tiene auto extractor y estarán disponibles para montaje partir de Septiembre, en longitudes desde 165 a 175mm, siendo compatibles con modelos anteriores de Scalpel pero con la necesidad de cambiar el eje.

La gran novedad y la bici que hemos probado es la Scalpel HI Mod tope de gama con grupo Shimano XTR combinando casete y cadena XT en desarrollos 34 x 10-51, que es sencillamente perfecto.

Puedes imágenes y precios del resto de modelos Scalpel y además presentan una versión SE con el que también nos hicieron los ojos chiribitas. Sobre el mismo cuadro exacto que la Scalpel de 100 mm, tiene más recorrido, 120 delante y 120 detrás, y es opción de Trail o XC más agresivo, que en este caso no incluye sistema de bloqueo de suspensiones, básicamente porque como hemos visto antes, para pedalear puramente por la montaña con esta bici, es innecesario.

Primeras pedaladas: Cannondale Scalpel 2021

Dentro de la misma linea de transparencia en lo regente a los pesos, el cuadro Scalpel Carbon pesa 2.180 gramos respecto los mencionados 1.910 de la opción HI Mod que hemos probado en esta particular presentación.

Una buena noticia es que si esta bici te interesa no vas a tener que esperar meses para verla, tocarla o comprarla, porque la nueva Scalpel está en las tiendas el mismo día en que se lanzado a nivel mundial.

Relacionados

Nueva Giant XtC SLR 29er con el cuadro de aluminio ALUXX SLR

Nueva Giant XtC SLR 29er con el cuadro de aluminio ALUXX SLR

Después de su hermana de carbono, Giant presenta la nueva XtC SLR 29er con cuadro de ALUXX SLR, la hardtail de aluminio más ligera jamás producida por Giant.

Yeti SB115, con horquilla de 130 mm y suspensión trasera de 115 mm

Nueva Yeti SB115, el “Down Country” como nuevo concepto

Yeti presenta su nueva SB115 con 115 mm de recorrido trasero (y horquilla de 130 mm) y una geometría hecha para rendir en los tramos de pedaleo, pero, sobre todo, disfrutar en las bajadas.

Nuevos Pirelli Scorpion e-MTB con SmartGRIP+

Nuevos Pirelli Scorpion e-MTB con SmartGRIP+

Pirelli presenta la versión para e-bikes de su neumático Scorpion, el Scorpion e-MTB. En realidad, se trata de una nueva familia de productos específicamente pensados para e-bikes de montaña.

Novedades Bosch ebikes 2021

Novedades Bosch E-bike 2021: Mayor par y mejora del modo eMTB

Bosch realiza mejoras en sus displays Nyon y Kiox así como actualizaciones de software para sus motores Performance Line CX, mejorando el par a 85 Nm y la gestión de los modos de conducción.

Nueva Specialized Epic 2021, con cuadro y Brain nuevos; y Epic EVO sin Brain pero nueva plataforma

Nueva Specialized Epic 2021: nuevo cuadro y nuevo Brain

La familia Specialized Epic se renueva con un nuevo cuadro y un nuevo Brain, adaptados a las exigencias de los circuitos de XCO y más posibilidades de personalización para una Specialized Epic EVO (120/110 mm) sin Brain, pero más polivalente.

Gama completa y precios de la Specialized Epic y Epic EVO 2021

Gama completa y precios de la Specialized Epic y Epic EVO 2021

La nueva familia Specialized Epic y Epic EVO sale al mercado con 9 modelos de cada una de ellas, con un PVP desde 3.599 € hasta 11.599 € y la posibilidad de adquirir el cuadro S-Works suelto.