Cómo iniciarte en un Bike Park

Cómo iniciarte en un Bike Park

Uno de los objetivos de todo mountainbiker es poder pasar un día practicando el deporte que más le gusta en un bike park, pero para eso hay que saber un par de cosas previas. A continuación te damos algunos consejos para iniciarte en un bike park.

Texto:
Ivan Tomas Bayon
Foto:
Archivo
Publicado el 15/02/2021
Cómo iniciarte en un Bike Park

Mucha gente asocia la palabra bike park con bajadas súper técnicas y llenas de saltos que sólo las pueden bajar aquellos que tienen un nivel elevado en MTB. Pero la realidad no es así. Un bike park es un lugar donde hay varias pistas marcadas, con distintos niveles de dificultad, exactamente igual que una estación de esquí.

Existen recorridos para todo tipo de niveles, desde las pistas verdes, donde puede disfrutar una persona que tenga poco nivel, hasta una experta y las pistas negras y rojas, que suelen ser las más difíciles, en las que podrás encontrar bajadas de gran inclinación o bajadas llenas de saltos grandes y la mayoría de ellos dobles (con hueco entre rampa y recepción).


Te puede interesar: Cómo iniciarte en un campillo de Dirt Jump


(Sigue el artículo ↓)

¿Cómo son las pistas de un Bike Park?

En un bike park todas las pistas están perfectamente marcadas para que puedas ir por la que más se habitúe a tus necesidades. Además, podrás pedir consejo a los bike patrols (personas que se encargan de arreglar el bike park y de ayudar a la gente que lo necesite) sobre qué pista es más adecuada para tu nivel. Al contrario de lo que mucha gente piensa, en un bike park encontrarás pistas para todos los niveles y tipos de bicicletas, no es necesario llevar una montura de DH o enduro, sino que es posible recorrer algunas de las pistas incluso con rígidas o bicis de recorridos cortos.

Los bike parks son lugares de reunión de los amantes del MTB, donde podrás encontrar personas de todo tipo de niveles y con todo tipo de bicicletas. Son lugares a los que se acude por placer y para pasar un buen rato, y si es con amigos, mejor.

Cómo iniciarte en un Bike Park

Además, te aseguras de que las pistas van a estar en óptimas condiciones cada vez que vayas, ya que suele haber personal trabajando y reparando los desperfectos de un fin de semana para otro. Un trabajo que no se suele valorar pero que es imprescindible para la subsistencia del bike park, ya que mantiene a los clientes contentos y con ganas de volver otra vez, además de que ofrece una mayor seguridad al encontrarnos trazados limpios y despejados de obstáculos inesperados o no señalizados.

Si aún no has ido a un bike park o es de tus primeras veces, debes tener en cuenta varios factores que a continuación te vamos a explicar para que no te falte de nada cuando se abran de nuevo los bike parks.


Te puede interesar: 5 momentos del DH que no te puedes perder


(Sigue el artículo ↓)

Cómo iniciarte en un Bike Park

Equipamiento para un Bike Park

Sin duda el equipamiento es una de las cosas más importantes. En la mayoría de ellos es obligatorio llevar casco, rodilleras, coderas y guantes, con otros accesorios como espaldera, peto o casco integral aconsejables. Nuestro consejo es, especialmente si es la primera vez que vas a uno, que intentes llevar el “pack completo”. No te preocupes si no dispones de ello. En la mayoría de los parks o tiendas cercanas podrás alquilar lo que necesites. Por encima de todas estas protecciones debes llevar ropa de bici, o en el caso que no tengas, de motocross o ropa un poco ancha para que tengas movilidad.

Un error común que se suele ver en los principiantes que van al bike park es el calzado, ya que suelen llevar zapatillas de correr. La suela de este tipo de zapatillas no está fabricada para soportar el desgaste del pedal y el grip no será bueno. Además, la parte superior suele ser de una tela muy fina que no resistirá bien los impactos que pueden ocurrir con las piedras. Por lo tanto, elegir un calzado adecuado es imprescindible.

Cómo iniciarte en un Bike Park

Bicicleta

Mucha gente no va al bikeepark porque cree que su bici no está preparada para soportar tanta exigencia. Sin embargo en un bike park puedes ver todo tipo de bicis, desde algunas rígidas de XCO con horquillas de 100 mm hasta otras de puro DH con 200 mm de recorrido.

De todos modos, si no te sientes confiado con tu bicicleta, seguramente puedas alquilar una por un día. La mayoría de los bike parks disponen de una flota de bicicletas de alquiler, además de un taller y tienda de recambios. Otra opción es hablar con tu tienda local y ver si también tienen la opción de alquilar o probar bici. En este caso, es fundamental avisar que se va a usar en bike park antes de llevársela a casa.

Cómo iniciarte en un Bike Park

No importa el nivel

Realmente para ir a un bike park y disfrutar de un día de MTB no importa el nivel que tengas, siempre que te sepas subir a una bici y tener un mínimo de control sobre ella. Los bike park son sitios donde se va a aprender y disfrutar. Existen pistas para todos los niveles, donde pueden disfrutar todos los clientes del bike park.

Además, cada vez se están haciendo más pistas de este tipo en los bike parks, ya que la mayoría de gente demanda recorridos de este tipo. En el caso de que tengas un nivel más avanzado, también podrás disfrutar de este tipo de pistas y si te entra el gusanillo probar por algunas más complicadas, empezando por azules y más tarde intentar alguna roja o negra.

Cómo iniciarte en un Bike Park

Siempre en buena compañía

Para que un día de bike park sea perfecto es imprescindible pasarlo bien, y qué mejor forma de hacerlo con amigos. Además es más seguro ir acompañado de al menos una persona en caso de que sufras una caída.

Unas bajadas por la mañana, después comes un buen bocadillo para reponer fuerzas con un refresco. A continuación te vuelves a poner el casco para disfrutar de las bajadas de la tarde y para finalizar el día unas risas con los amigos tomando un refrigerio.

Ya no tienes excusa para ir a un bike park este año. Y si vas y te surge cualquier cuestión, no dudes en preguntar a la gente que tienes alrededor. Verás cómo tu nivel aumenta tras un buen día de MTB y te quedas con ganas de ir más a menudo.