Cómo usar correctamente los cambios de una ebike

Las ebikes tienen un plus de potencia que incide de manera notable en la transmisión. Cambiar de la manera más adecuada, nos puede ayudar a pedalear con mayor naturalidad, a preservar nuestra transmisión y hasta mejorar la autonomía de la batería.

Cómo usar correctamente los cambios de una ebike
Alberto Álvarez
Archivo

05/05/2021


Puede que lo hayas visto en otros ebikers, o puede que incluso tu mismo te des cuenta de que en la ebike no cambias de la misma manera que en la bici convencional… ¿Porqué? Bueno, hay que pensar que en la ebike tienes una asistencia de motor, que hace que puedas pedalear con velocidades más ‘duras’ del casete. Pero que puedas, no quiere decir que debas. Usando desarrollos más duros, si no llevas la cadencia adecuada, provocarás un desgaste mayor en todos los componentes de la transmisión, además de hacer un gasto mayor de batería e incluso en tu musculatura. Te explicamos porqué.

Igual que en una bici convencional

Este es el mejor consejo que te podemos dar, para usar de la manera adecuada la transmisión en una ebike. Si, usa la transmisión de una ebike, igual que en tu bici convencional. Uno de los errores más comunes a la hora de cambiar en una ebike, es el usar cadencias demasiado bajas, usando piñones muy pequeños y dejando que el motor haga el trabajo sucio a la hora de aportar energía a la pedalada. Si pedaleas como en tu bici convencional, lo harás en una cadencia mayor y piñones más grandes, bajando la entrega de potencia del motor, con el consiguiente ahorro de batería y menor desgaste de los componentes. Recientemente Shimano presentaba su gama de componentes Deore XT específica para ebikes, que entre otras especificaciones, trata de evitar ese desgaste prematuro de las transmisiones de las ebikes.

Foto de acción de una Specialized Turbo Levo SL

Ojo a la hora de usar los modos

Esto es directamente proporcional, con la manera de utilizar los modos de asistencia. Si usas los cambios de tu ebike, de la misma manera que los usarías en tu bici normal, verás que normalmente con el modo eco o el modo de menor asistencia que tengas en tu ebike, podrás pedalear de manera muy similar a como lo haces con tu bici muscular. Es importante que uses los modos para que te aporten la potencia extra que necesites, pero que este uso de modos no condicione tu manera de usar el cambio. Hay muchos usuarios que prefieren subir el modo de asistencia sin cambiar el piñón que están usando, lo que hace que si, que aumente la potencia que te entrega el motor, pero baja la cadencia y esto implica una mayor tensión y desgaste de cadena y todos los elementos de la transmisión.

Display Purion de la marca Bosch

Hay que aprovecharse de la versatilidad de los modos de potencia de la ebike y ayudarse también de una cadencia alta, que nos ayudará no solo a pedalear con mayor naturalidad, si no que además, generaremos menos gasto de batería y haremos que los componentes de la transmisión no sufran tanto.

¿Modo turbo para todo?

Si usas el modo máximo de asistencia en tu ebike vas a ocasionar no solo un gasto muy grande de batería, si no que además estarás usando más potencia de la que necesitas. Los modos más básicos aportan mucha potencia y son más que suficientes para la mayoría de las ocasiones, pero para ello, nosotros tenemos que aportar también parte de esa potencia. Por eso es muy atractivo el subir el modo de asistencia cuando la cadencia empieza a bajar, en vez de seguir en el mismo modo y subir un par de piñones. Si usas el modo turbo o el de máxima potencia de tu bici continuamente, notarás como los cambios no son todo lo suaves que deberían, además de que le estarás pidiendo tanta potencia a tu motor, que la batería se resentirá notablemente.

Trek E-Caliber en acción

Es muy importante que independientemente del modo que uses, tu cadencia de pedalada sea fluida y esté condicionada por las condiciones e inclinación del terreno, más que de subir o bajar la potencia de asistencia del motor. Si subes una cuesta, tienes que subir los piñones, del mismo modo que en tu bici normal. Aplícate esa norma siempre y verás que con el paso de los días vas ‘naturalizando’ tu pedalada y usando mucho más los cambios y menos la potencia bruta del motor.

Imagen de un cambio trasero SRAM Eagle NX

Cambia con suavidad

Otro de los factores a tener en cuenta en los cambios de una ebike, es que esa potencia extra que nos da el motor, puede ocasionar tirones en la cadena cuando cambiamos de velocidad. Hay que pensar que cuando cambias y el motor está asistiendo, no solo está la potencia de tus piernas, si no que se suma la que aplica el motor. Por eso hay que cambiar como en una bici normal y acompañar el ciclo de pedalada en el momento del cambio, pero sin ejercer demasiada fuerza en los pedales. Esto es más importante hacerlo bien, cuanto más alto es el modo de asistencia. Esos tirones pueden ocasionar incluso que se rompa la cadena, pero sobre todo van a generar un mayor desgaste en la cadena, plato y casete. Esos ruidos que notas a la hora de cambiar se pueden evitar en gran medida, pero son mucho más llamativos que en una bici convencional.

Plato de SRAM de 34 dientes en una ebike

Más cadencia y menos turbo

Como comentábamos al principio, te resumimos los principales errores a la hora de cambiar con una ebike son:

  • Uso continuo de piñones pequeños con cadencia baja y modo de potencia alto.
  • Aumentar el modo de asistencia, en vez de subir de piñones.
  • La cadencia baja provoca un desgaste mayor en los componentes de la transmisión.
  • Mayor gasto de batería por forzar el modo al llevar un piñón demasiado pequeño.
  • Dejar que el motor asista, sin necesidad de cambiar de piñón, por mucho que nos cueste pedalear.
  • Uso de modos demasiado potentes por no cambiar de piñón en subidas. Mayor desgaste de transmisión, motor y cadena. Además, mayor desgaste muscular por la tensión que se ocasiona en nuestras articulaciones por la baja cadencia y velocidad.

Si quieres cambiar con mayor precisión en tu ebike y ya de paso alargar la vida de tu batería y de la transmisión, te dejamos estos consejos:

  • Cambia de manera natural, como lo harías en una bici convencional.
  • Antes de subir de modo de asistencia, prueba a subir un piñón o dos.
  • Los modos más básicos de asistencia, asisten mucho y muy bien, con cadencias altas.
  • No abuses de los piñones más pequeños de no ser que vayas a una velocidad que genere una buena cadencia, adaptada a ese piñón.
  • Si subes una cuesta, sube velocidades del mismo modo que en tu bici normal.
  • Recuerda que tu aporte de potencia, mejora la autonomía de tu batería.