Test: Stevens E-Pordoi

Stevens E-Pordoi

Stevens actualiza su modelo de doble suspensión Stevens E-Pordoi con un nuevo cuadro de aluminio en el que se aloja el nuevo motor Bosch g4 que, junto con el grupo Shimano XT de 1x12 y la batería integrada de 625 wh, logran una e- bike muy completa y cómoda ¡para un mayor alcance!

Texto:
Alberto Lafuente / J. Daniel Hernández
Fotos:
Nacho Trueba
Publicado el 22/12/2019
Test: Stevens E-Pordoi
Potente batería integrada de 625 Wh. El grupo XT de 1x12 es toda una garantía para una bici muy completa y rodadora que te permite disfrutar enormemente tanto cuesta arriba como ladera abajo.
El sillín que equipa la nueva Stevens E-Pordoi no concuerda con el planteamiento rutero de la bici, algo duro para rutas de largo alcance. La no posibilidad de editar los modos del motor Bosch es otro aspecto para mejorar, sobre todo para hacer más utiliz

Dentro del catálogo de la marca alemana Stevens encontramos una amplia gama de e-bikes tanto de carretera como de montaña. En el segmento de montaña y doble suspensión los modelos E-Whaka y E-Sledge confían en la motorización Shimano con 140 mm y 160 mm de recorrido respectivamente y ambos con batería de 500 Wh. El modelo de entrada con el nuevo motor Bosch G4 y 500 Wh de batería es el E-Maverick dejando para el final, el modelo que hoy nos ocupa: la nueva Stevens E-Pordoi con el nuevo motor Bosch Performance CX 2020, batería de 625 Wh y un equipamiento de primera, incluyendo el XT de 1x12.

Test: Stevens E-Pordoi

Equipamiento TOP

La Stevens E-Pordoi que protagoniza nuestro test equipa el nuevo motor Bosch Performance Line CX de cuarta generación que, gracias a un tamaño más compacto y liviano que la versión anterior, ha permitido estilizar la figura del cuadro de aluminio de la bici. La batería va integrada y es de largo alcance, llegando a los 625 Wh y montando el display más avanzado Kiox.

La E-Pordoi es una e-bike de trail/all-mountain que cuenta con 140 mm de recorrido tanto delantero como trasero; Stevens confía en la marca Fox para “vestir” sus suspensiones. La horquilla es el modelo Rhythm, una opción de “gama media” que no podrás comprar en tienda y que sólo se distribuye como equipamiento de serie y que ya te adelanto nos ha gustado tanto por tacto como por comportamiento dinámico. El amortiguador es un FOX Float DPS con tarado específico para e-bike.

Stevens E-Pordoi

La transmisión corre a cargo de Shimano con su nuevo grupo XT de 1x12. Qué decir de este grupo, es todo suavidad y funcionamiento exquisito. Para los frenos, la marca del castillo de Hamburgo equipa los efectivos Shimano MT520 de 4 pistones y 203 mm de diámetro para una medida de ruedas de 27,5” plus con neumáticos Schwalbe con un ancho de 2,8. Las llantas son unas robustas Sun Ringlé Duroc TR35, de serie también incluye tija telescópica firmada por Kind Shox y componentes de la marca Oxygen, como la potencia, el sillín y el manillar.

Como ves, el equipamiento de la bici está siendo de primer orden, aunque con un pero..., el peso. En la báscula la Stevens E-Pordoi ha pesado 25,23 kg, un peso quizás algo alto para una e-bike de este precio y categoría. Sí es verdad que en el segmento de e-bikes el peso no es un valor tan diferencial como en otra disciplina, pero se nota, sobre todo cuando en llano superas los 25 km/h y el motor deja de actuar.

Stevens E-Pordoi

Nos subimos a la Stevens E-Pordoi

El puesto de conducción tiene una orientación para primar la comodidad. Aunque en un primer vistazo pueda no parecerlo, su geometría como buena bici trail es amigable para atacar los senderos en rutas de varias horas y enseguida encontramos la postura ideal. Con una posición erguida y de control sobre el manillar.

Precisamente cuando nos ponemos a los mandos, lo primero que llama la atención es el display Kiox. Ubicado sobre la potencia, no es de gran tamaño (1,9 pulgadas) pero tiene muy buena visibilidad y resolución. La unidad de control se ubica en el lado izquierdo del manillar donde dispones de 5 botones para cambiar con el dedo pulgar tanto los modos de motor como moverte por los menús del sistema. Es el display más avanzado de Bosch y esconde muchas funciones que podrás sacar provecho a través de la app e-bike connect de Bosch.

Stevens E-Pordoi

En las primeras pantallas se muestran datos como la velocidad, ayuda del motor, aportación del ciclista, porcentaje de batería restante, kilómetros recorridos e incluso los datos que podrá proporcionar un pulsómetro bluetooth. Una vez sincronizado con el smartphone podrás grabar tus actividades y tener los datos de tu e-bike en el teléfono. Es extraíble y un detalle interesante es que dispone de puerto micro USB para poder cargar tu smartphone, cámara de acción…

El manillar de la marca Oxygen es ancho (760 mm) y de aluminio, los puños tienen buen tacto y, gracias al monoplato, en el lado izquierdo tendrás de modo accesible el botón de la tija hidráulica que dispone de un recorrido de 150 mm. Firmada por KS, su funcionamiento es suave y preciso, es un elemento ya imprescindible para este tipo de bicis en las que disfrutarás como un enano bajando.

Stevens E-Pordoi

Powered by BOSCH

El alma de la bici, como hemos comentado anteriormente, es la última versión presentada por Bosch, su novísimo Performance Line CX de cuarta generación. Es un motor que ya habíamos testado en presentaciones de otras bicis pero que teníamos muchas ganas de poner a prueba en nuestros recorridos habituales.

Lo que más llama la atención es su reducción en peso y volumen. Los ingenieros de la marca alemana han logrado reducir su tamaño nada menos que en un 48% y han bajado el peso en 1,1 kg, pasando de los 4 kg del modelo 2016 a los 2,9 kg del modelo 2020, asemejando sus medidas al resto de competidores. Esto ha permitido que se puedan estilizar los cuadros y ganar en presencia visual.

Stevens E-Pordoi

Otro gran cambio es la adopción, por fin, de un plato de 32 dientes dejando atrás al piñón de 16 dientes específico que se montaba anteriormente y olvidando así la resistencia al avance que obtenemos pedaleando cuando el motor no intervenía. Mantiene las cifras de par motor, 75Nm, y los 4 modos de asistencia que no pueden ser modificados, quizás este sea el punto desfavorable de este motor respecto a la competencia, porque ya veremos que los tres primeros modos son muy aprovechables, pero en mi caso, no tanto el modo Turbo. Para mi gusto un modo que entrega demasiado par, así como un gasto excesivo de batería y por tanto es el menos utilizable.

El modo Eco es suave y preciso y la sensación es que el motor no está interviniendo en tu pedalada, por tanto, todo un acierto por parte de Bosch. El modo Tour aporta un 120% de soporte y se nota que vas con empuje, siendo un modo muy elástico. La entrega sigue siendo suave, no apreciando tirones y te permite ir con una cadencia de pedaleo alta.

Stevens E-Pordoi

El modo inteligente E-MTB te aporta “lo que necesitas” ... pero para ir muy rápido. Es el modo más divertido y predilecto para las zonas técnicas o trialeras. Realmente puedes subir por zonas muy escarpadas y complicadas ¡Este modo te hace mejor rider! Siempre tienes potencia y vas pasando las zonas técnicas con gran velocidad. Eso sí, ojo con el consumo de batería para rutas largas, es un modo “gastón”..., pero que te quiten lo bailado.

Gracias a la app podrás conocer los porcentajes de tiempo que inviertes en cada modo y aunque creas que “siempre voy en ECO” en mis pruebas al final he notado cómo pasé más tiempo en el modo Tour, Eco, E-MTB y por último el modo Turbo, por este orden. Comparado con el motor Bosch de anterior generación, he notado mayor suavidad, menor fricción al pedaleo, pero… sigue siendo “algo ruidoso”. Emite un sonido que, si bien no es molesto, sí delata nuestra presencia, sobre todo si ruedas con otros ciclistas sin e-bike o comparado con otros motores de la competencia como el nuevo Brose S-Mag, el más silencioso de la categoría.

Stevens E-Pordoi

Componentes Shimano y Buenos detalles

La transmisión es el nuevo XT 1x12 con una relación de 10-51. Perfectamente escalonada, es el aliado perfecto para optimizar el consumo de batería y rodar con el pedaleo adecuado. No hay mucho más que hablar de uno de los mejores grupos del momento y que nos encanta su uso en e-bikes. Con una fiabilidad pasmosa, siempre cumple y es uno de los valores añadidos que aumenta la calidad de la bici.

Stevens E-Pordoi

Sin embargo, los frenos, también de la casa japonesa Shimano, en un primer momento me parecieron “algo justos” para poder parar el peso de la bici y el rider. Pero nada más lejos de la realidad, los MT-520 con discos de 203 mm de diámetro son más que suficientes para detenerse con seguridad y han mostrado una alta dosificalibidad y potencia sin desfallecer un ápice. Las manetas son cortas y regulable la distancia al manillar, por lo que además de efectivos son cómodos en su accionamiento.

Otro detalle de equipamiento que me han gustado es el cargador rápido de Bosch, que tiene una corriente de carga de 6A y es un gran avance, ya que podrás cargar el 50% de la batería en 1,5 horas si la batería está completamente descargada. La carga completa del 100% se efectúa en 3,7 horas. La batería se puede cargar desde la e-bike a través de la toma de carga o cómodamente en casa extraída del cuadro de la bici y se puede cargar en cualquier toma estándar. Otro detalle de interés es la posibilidad de incorporar un botellero en el cuadro de la bici, además en una posición muy alta y accesible. Atrás quedan las e- bikes en las que no podías incluir porta botellas por equipar la batería todo el tubo horizontal del cuadro.

Stevens E-Pordoi

Vayamos al sendero

Bueno, veamos de qué son capaces esos 625 Wh... He tenido la oportunidad de rodar durante más de 200 kilómetros con la nueva Stevens E-Pordoi y por todo tipo de senderos,czonas técnicas e incluso caminos de corte endurero para poner a prueba las cualidades de la bici.

El empuje del motor es muy natural, el par es brutal, sobre todo en los dos modos superiores, por lo que para largas rutas tendrás que ir pendiente de optimizar la batería. Los 625 Wh cunden mucho... pero no son infinitos. Nuestro modo predilecto, el E-MTB, es el más divertido y excitante, pero a costa de tener un consumo alto de batería.

Stevens E-Pordoi

Como bien sabes, es complicado hacer una estimación de la duración de la batería intervienen demasiados factores, pero sí puedo adelantarte que he podido realizar más de 60 kilómetros con una ascensión acumulada de más de 1.200 metros de desnivel y aún con un 12% de batería restante. Por tanto, se notan esos 125 Wh extra frente a la capacidad más convencional en e-bikes de 500 Wh.

Bajando la Stevens E-Pordoi se comporta de modo preciso, la horquilla FOX Rhythm de 140 mm de recorrido convence plenamente aun siendo un modelo de entrada. Ofrece un buen tacto en el primer tramo de recorrido, así como progresividad en terrenos más abruptos. Desde el primer momento me ha dado confianza y he atacado los senderos con total seguridad.

Stevens E-Pordoi

Los frenos también ayudan y, aun siendo una bici con elevado peso, no han dado muestras de desfallecimiento trabajando en todo momento de modo correcto. La verdad es que no tengo peros del conjunto a la hora de soltar los frenos, tanto por posición de conducción como por geometría y componentes y he disfrutado mucho con la nueva e-bike de Stevens. Es palpable que la bici se ha desarrollado para aunar un equilibrio entre calidad y eficacia al pedaleo, tracción en subidas y sensibilidad bajando.

Los neumáticos Schwalbe Eddy Current también aportan su granito de arena con un buen agarre en las condiciones de terreno compacto y piedra suelta que me he encontrado en esta época del año. He de reconocer que tenía mis prejuicios sobre la marca. Había probado otros modelos que eran muy ligeros, pero a la vez que algo frágiles frente a los pinchazos, pero en este caso las Eddy Current han aguantado estoicamente un trato exigente. Es el primer neumático específicamente desarrollado para e-bikes de trail/enduro y se nota, con un comportamiento muy bueno en seco y terreno duro, sobre todo. Respecto a la presión, en mi caso he rodado con 1 kg en cada rueda, para mí la presión equilibrada entre agarre y estabilidad.

Stevens E-Pordoi

Lo bueno de las e-bikes es que, además de disfrutar bajando, también lo podrás hacer subiendo y esta Stevens no es una excepción. Para subir por zonas técnicas con alta pendiente tan solo debes afrontarlas con convicción y el... modo E-MTB. Es una grata sensación subir por zonas que con otras bicis no te plantearías y que con esta e-bike subes sin mayor problema.

Stevens E-Pordoi

Conclusión

Stevens ha renovado acertadamente su modelo E-Pordoi con la inclusión del último modelo de motorización Bosch, batería de largo alcance y componentes de gran calidad para una bici cómoda y que te permitirá realizar rutas de larga duración. No dejes que la cifra de peso te eche para atrás, la nueva E-Pordoi se desenvuelve muy bien en todos los terrenos y ayuda al rider a mantener el control en las zonas técnicas de bajada. Es una e-bike perfecta para quien tiene experiencia en este tipo de bicis y busca una mayor integración de los elementos y una batería de mayor capacidad o para quien quiere adentrarse en este segmento con material de calidad y con recorrido.

Cosas de familia Stenvens E-Pordoi

Como tal, no se puede decir que exista una familia E-Pordoi, ya que hablamos de un modelo único con un montaje específico. Si nos fijamos en los modelos de e-bikes de Stevens con motorización Bosch encontramos dos: E-Maverick y E-Pordoi. Ambas comparten el nuevo motor Bosch performance CX G4 pero difieren en los componentes y la capacidad de la batería: 500 Wh para la E-Maverick frente a los 625 Wh de la E-Pordoi.

E-Pordoi | 5.199 €
E-Maverick | 4.199 €

Detalles de la bici

Stevens E-Pordoi

Los Schwalbe Eddy Current en medida 27,5 x 2.8 nos han sorprendido por su buen agarre, protección frente a pinchazos y estabilidad en todo uso. En la parte delantera, su diseño con bloques extragrandes y ranuras en V en el centro le confieren un gran grip mientras que el neumático trasero dispone de extra-protección y perfil más rodador y todo uso.

Stevens E-Pordoi

El nuevo Bosch Performance CX de cuarta generación es una delicia en cuanto a funcionamiento. Muy suave en la arrancada y al cambiar entre los modos de conducción, me ha convencido en su conducción. Es el motor de moda y un serio aspirante para convertirse en el mejor motor de la categoría. Además, al ser más compacto, ha permitido estilizar acertadamente la figura de la bici.

Stevens E-Pordoi

Los frenos Shimano BR-MT520 cumplen perfectamente su labor y, además de su excelente tacto, tienen potencia más que suficiente para detener la bici en cualquier tipo de situación, incluso en bajadas largas y exigentes. Los discos son de 203mm en ambos trenes una medida ya muy utilizada en e-bikes.

Stevens E-Pordoi

La horquilla Fox 34 Float Rhythm Ebike + que equipa la Stevens es un modelo optimizado para e-bikes que se comporta de manera suave y sensible. Tiene un recorrido de 140mm muy aprovechable, teniendo un comportamiento en toda situación excepcional.

Stevens E-Pordoi

Ubicado en el centro del manillar,engloba las funciones de control así como datos de interés de la ruta y la bici. Con una pantalla de 1,9” tiene una gran nitidez y su visibilidad es muy buena incluso en los días de mucho sol. A través de la botonera se controlan tanto los modos de motor como la gestión del menú del dispositivo. La única pega es que no dispone de mapas y si quieres seguir alguna ruta tendrás que acoplar otro dispositivo.

Stevens E-Pordoi

El nuevo Shimano XT es toda una garantía y se equipa con un casete de 12 velocidades con una relación 10-51. Rápido, fiable, preciso… son algunos de los adjetivos que podemos decir de este polivalente grupo en la que destacamos la finura en el pedaleo en todo el rango de desarrollos.

Info



Peso

25,23 kg (talla M)

Precio

5.199

Texto:

Alberto Lafuente / J. Daniel Hernández

Fotos:

Nacho Trueba

Publicado el 22/12/2019

Etiquetas: