Guía de compra: tipos de tijas telescópicas y consejos para elegirlas

Guía de compra: tipos de tijas telescópicas y consejos para elegirlas

Las tijas telescópicas se ha convertido en un componente esencial para muchos bikers, desde Enduro a XC. Poder bajar el centro de gravedad nos permite tener un mejor manejo de la bicicleta en las bajadas. Te contamos lo que debes saber sobre ellas.

Texto:
Iván Tomas Bayón
Foto:
Archivo
Publicado el 24/06/2020
Guía de compra: tipos de tijas telescópicas y consejos para elegirlas

Hasta hace poco tiempo, la tija telescópica era un componente que estábamos acostumbrados a verlo en bicis de enduro o all-mountain, pero en los últimos años se han popularizado de manera que ya las vemos en tipo de bicis, primero fueron las bicis de doble suspensión (pero recorridos más cortos), hoy las vemos en bicicletas desde gravel hasta XC. De hecho, en las competiciones de XCO su uso se ha convertido en masivo, ya que los descensos de los circuitos de la Copa del Mundo de XCO se han vuelto tan complicado que hasta los pros han recurrido a ella.

Su principal función es variar la altura del sillín, desde la posición más alta, ideal para pedalear, hasta la posición más baja, perfecta para los descensos o los pasos comprometidos. Bajar la altura del sillín nos permite bajar nuestro centro de gravedad y ganar espacio de maniobra para las piernas. Con ello podremos manejar la bici con más soltura y comodidad. Además, el sillín no te molestará a la hora de echar el peso hacia atrás y te permitirá mover las rodillas con mayor libertad. Es el accesorio perfecto para aquellos que necesitan seguridad bajando o que pretenden pasar por zonas reviradas y con muchos obstáculos.

(Sigue el artículo ↓)

Cómo son las tijas telescópicas

El funcionamiento interno de una tija telescópica es variado, desde muelles, cartuchos de aire, de aceite… similar al de las horquillas de suspensión. Para accionarlas todas cuentan con una palanca que al mantenerla pulsada y mantenemos el peso en el sillín hace que éste baje y si la mantenemos pulsada y liberamos el peso sube. Estas palancas son, en la mayoría de accionamiento remoto en el manillar (y funcionamiento hidráulico o mecánico) similar a un mando de cambio o de bloqueo. En algunos casos, sobre todo en el de las más antiguas y bicis que no tienen espacio para más cableado, la palanca se encuentra debajo del sillín en su parte delantera.

Mucha gente se pregunta si realmente necesita una tija telescópica. Incluso hay gente que dice no necesitarla, pero realmente debería probarla y sentir cómo cambia la experiencia en las bajadas y pasos delicados. Estas son las características que deben tener las tijas telescópicas para cada modalidad:

Guía de compra: tipos de tijas telescópicas y consejos para elegirlas

XC y XCM

Hace no mucho usar una tija telescópica en XC o XCM era una idea un poco descabellada, ya que lo que primaba era la ligereza por encima de todo; pero como hemos dicho antes, si le dedicas tiempo a la competición te habrás dado cuenta de que hay pasos en los circuitos donde una tija de este tipo te solucionaría muchos problemas y que muchos profesionales las montan incluso en bicicletas “rígidas”. También para aquellos atrevidos que con una bici de XC se meten por senderos que a priori son para bicis de más recorrido de suspensiones, una tija telescópica les ayudaría en gran medida.

Para este tipo de bicis, rígidas o dobles, la tija telescópica perfecta es de 80-100 mm de recorrido para mantener la ligereza (125 mm en las tallas más grandes, pero nunca más de eso en ningún caso). Es lo suficiente para que al echar hacia atrás el peso no moleste el sillín ni se enganche al bajar escalones. El auge es tal que, una bicicleta como la BMC Fourstroke 01 la incluye como elemento estructural del cuadro (no es un accesorio). En el mercado encontramos algunos modelos, como las Bike Yoke Divine SL, cuyo peso no supone más de 100 g extra respecto a una tija convencional.

Guía de compra: tipos de tijas telescópicas y consejos para elegirlas

Trail y All-mountain

Sin duda alguna para definir correctamente lo que es una bici de trail y all-mountain debería llevar tija telescópica. Su geometría pensada para ayudar en las subidas, pero también para hacernos más divertidas las bajadas, se ve favorecida enormemente por la mayor maniobrabilidad que permiten.  En este caso la medida perfecta para las tijas en estas bicis estaría entre 125 y 150 mm. La gama PRO Koryak dispone de tijas telescópicas para todas las modalidades.


Te puede interesar: Importancia del ancho del manillar en MTB y cómo ha ido cambiando


Enduro

Si piensas en una bici de enduro, probablemente no te la imagines sin una tija. El enduro y las tijas telescópicas han ido de la mano desde el primer momento ya que es una disciplina donde se tiene que ir cómodo subiendo y se tiene que disfrutar la bajada, con una manejabilidad de la bici total. Por lo tanto, es clave que en las bajadas el sillín esté lo más abajo posible. El tamaño ideal para las tijas telescópicas de enduro sería de 150 mm o más (en muchos casos encontramos 160 o 170 mm, incluso 200 mm como en la RockShox Rever Stealth). Otros ejemplos de tijas telescópicas para enduro son la Fox Transfer o la X-Fusion Manic.

Guía de compra: tipos de tijas telescópicas y consejos para elegirlas

Conclusión: consideraciones a tener en cuenta

Debes tener en cuenta que, aunque la diferencia es cada vez menor, una tija telescópica siempre pesará más que una tija tradicional. Además, suelen ser más caras y necesitan mantenimiento.

Por otro lado, debes de asegurarte de que la tija telescópica es compatible con tu bici. No sólo en lo referente al diámetro (puedes encontrar tijas convencionales y telescópicas de todos los diámetros, incluso tijas telescópicas de 27,2 mm, la medida más estrecha, como la PRO Koryak 70), sino en lo referente al cableado. Las hay de cableado interno o externo, para adaptarse a las características de nuestra bici. En ese sentido, RockShox dispone de la última tecnología, inalámbrica, con la Reverb AXS cuyo precio es más elevado que la media, pero su funcionamiento, precisión y la estética son “top”.

Hay mucha gente que ya no sabe bajar sin una tija telescópica, la comodidad y la seguridad de llevar el sillín abajo son cualidades que no se pueden rechazar a la hora de elegir tu equipamiento.

Video recomendado